Del Temple y otros asuntos.

Este fin de semana no he podido escribir mucho (eufemismo de “nada”), pues ha sido bastante intenso en cuanto a actividad musical se refiere. Algún día lo contaré, pero para dejar la incógnita y mantener en vilo a los aquí lectores diré simplemente que, aparte del concierto que comentaba en mi entrada anterior, toqué en la ceremonia religiosa e investidura y posterior cena que ha celebrado en Salamanca el Gran Priorato de España de la Orden Soberana y Militar del Temple de Jerusalem. Ala, ahí queda, y no tiréis de la lengua que no contaré nada (bueno, con un café o una caña quizá sí).

Respecto al concierto, creo que todos quedamos contentos, pues, sin jactarnos de perfección (que al margen de que exista, que no lo creo, yo personalmente ni siquiera la busco), y contando que alguna cosilla propia “del directo” siempre aparece, nos quedó curioso, bien, conforme a las expectativas puestas en él.

De aquí en unos días (el 25 de octubre), repetiremos en Cáceres. Para que luego ningún asiduo de estos pagos me acuse de no avisar, aquí queda dicha la fecha 😉 .

  • caperucita

    Qué Sixto ¿Te animas?

Leer entrada anterior
De nuevo de concierto

Esta vez en Salamanca, en la iglesia de la Purísima, a cargo del Coro Contrapunto y del Ensemble Contrastes, en...

Cerrar